¿Qué es la Radiestesia?

Todos los seres vivos tenemos la capacidad de percibir las radiaciones que se producen en la naturaleza y en todo lo que nos rodea, por lo tanto, las que emiten los propios seres humanos incluyendo sus pensamientos, sus sentimientos y también sus preguntas y la percepción de las respuestas.

Aunque todos tenemos sensores especiales de percepción, la mayoría no sabemos como validarlos, es por ello que podemos utilizar diferentes utensilios que nos sirven para traducir lo que estamos percibiendo.

Y ahí aparece la Radiestesia (radius y esthesis) que significa sentir la radiación a través del uso de instrumentos específicos que nos ayudan a traducir las respuestas que nuestro cuerpo percibe pero que no sabe que percibe y con un entrenamiento adecuado poder utilizarla para responder a preguntas a través de movimientos que han sido programados anteriormente y así poder interpretar las respuestas.

Y no solo eso, también la Radiestesia nos ayuda a interpretar los desajustes energéticos que presenta nuestro cuerpo que también podemos armonizar con el adiestramiento apropiado.

Los instrumentos que se utilizan para trabajar con Radiestesia se denominan péndulos, aunque también podemos utilizar varillas, biotensores, etc.

Los péndulos y demás instrumentos radiestésicos pueden diagnosticar, medir y equilibrar las energías de los seres vivos y también de los espacios, minerales, medicamentos, alimentos, etc.

El uso continuado de la Radiestesia genera un entrenamiento que va potenciando nuestra intuición y capacidad de percepción y en consecuencia una mejor determinación y autoestima al sabernos seguros de nuestras respuestas ante lo que percibimos.

La Radiestesia la podemos usar tanto a nivel personal como profesional

Los geobiólogos podrán determinar donde se encuentran las vías de agua, fallas, contaminación electromagnética que puede afectar a la salud, etc.

Los arquitectos pueden trabajar con radiestesia o en colaboración con geobiólogos para encontrar la ubicación del buen lugar y la mejor disposición de las casas para evitar tanto radiaciones electromagnéticas como corrientes de agua subterránea o aprovechar adecuadamente las líneas de Hartman o Curry para evitar que puedan crear patologías si estas líneas se cruzan en un lugar de descanso por ejemplo donde situamos la cama.

Todos podemos ser radiestesistas y aplicarla a cualquier profesión que practiquemos, para ello hace falta conocimiento del instrumento y del tema sobre el que vamos a investigar para poder hacer bien las preguntas e interpretar bien las respuestas.

María Martínez Calderón

Si quieres aprender más sobre el uso del péndulo te invitamos a este webinar gratuito

https://event.webinarjam.com/channel/radiestesiadia